Saltear al contenido principal

Cómo sobrevivir a un jefe insoportable

Seguro que en algún trabajo has tenido un jefe insoportable. De esos que siempre están de mal humor, gritan y no parecen contentos con nada. La dificultad de encontrar un nuevo empleo obliga a aprender a manejar esta situación. Quizás no podrás hacer que el jefe insoportable esté contento, pero sí, al menos, que no te moleste demasiado. En este artículo te explico cómo.

Sobrevivir a un jefe insoportable - Psicologia Flexible

Cómo es un jefe insoportable

El jefe insoportable es aquel que siempre parece estar de mal humor. Trata a todos de manera humillante y se enfada cuando los demás hacen menos de lo que esperaba de ellos (un enfado que disfraza de sorpresa). Sólo valora su manera como la correcta de hacer las cosas. Hace demandas muy difíciles de realizar. Y dispone de las personas como si éstas no tuvieran crédito u opinión.

Lo que hace cualquier fin, con más acierto o con menos, es ejercer la autoridad. En un artículo anterior hablaba de las relaciones asimétricas: aquellas donde una persona está por encima de otra por una cuestión de grado. Ejercer la autoridad significa ejercer el poder, aunque son cosas distintas. Lo que marca la diferencia entre un jefe insoportable y otro más agradecido es cómo se ejerce esa autoridad.

Un buen ejemplo de jefe insoportable es el del personaje de Miranda Priestly en la película “El diablo viste de Prada“. Una directora de revista de moda que contrata una asistente personal a la que humilla constantemente, con peticiones muy difíciles de cumplir y generando un entorno de trabajo desagradable y altamente competitivo. Aquí tenéis un fragmento:

Cómo conseguir que esté más tranquilo

El problema que suele tener un jefe insoportable es que a las preocupaciones normales se le suma la de su responsabilidad en el trabajo. Es decir, puede tener las mismas dificultades que todo el mundo (una hipoteca, unos hijos, un problema de salud, etc.) y, además, el trabajo que debe salir. Porque probablemente también tenga alguien por encima que le exige mucho y le pide explicaciones.

Si te encuentras con un jefe insoportable no hagas competir tu ego con el suyo. Podría conducir a una escalada de la tensión. Además os desgastará a ambos y le distraerá del trabajo. Pero tampoco le hagas la pelota para tranquilizarlo. Igualmente evitarlo no es una solución: tarde o temprano os encontraréis.

Una cosa que he visto hacer a varias personas con un jefe insoportable es intentar resolver sus problemas. Preguntarle qué le pasa y adoptar un tono paternalista como si esto lo fuera a calmar. Esto es lo que hace un psicólogo -sin el tono paternalista-, pero el psicólogo lo hace por dos razones importantes. Primera, porque es su trabajo. Segunda, porque es el cliente quien lo ha ido a buscar.

Cómo sobrevivir a un jefe insoportable - Psicologia Flexible

Lo que quiere el jefe en estas condiciones es que la gente trabaje. Que cada uno haga el trabajo que le corresponde. Los empleados no podrán resolver los problemas personales del jefe, pero sí podrán hacer su trabajo para que el jefe no tenga que preocuparse de ello.

La voluntad de ayudar a una persona a aliviar las preocupaciones de los demás es muy positiva y no debe perderse. Pero la mejor ayuda que puede tener un directivo es no tener que preocuparse porque los trabajadores, en lugar de hacer el trabajo que les toca, intentan ayudarle a resolver problemas personales que no están a su alcance.

Respetarse y respetar

Trabajar bajo las órdenes del jefe forma parte del trabajo. Pero esto no significa que se tenga que hacer en condiciones de abuso o de falta de respeto. Tener un jefe insoportable no significa callar ante la injusticia, o ceder al miedo de ser despedido por las dificultades de encontrar un nuevo puesto de trabajo.

Es importante hacerse valer con asertividad: la habilidad social de respetar la dignidad y las opiniones de los demás mientras se hacen respetar las de uno mismo. Por lo tanto si el directivo grita o insulta es normal que el trabajador se defienda diciendo, por ejemplo “Entiendo que cuestiones lo que he hecho, pero eso no quiere decir que me puedas cuestionar a mí como persona, y menos que me puedas faltar al respeto“.

¿Y si eso no funciona?

A veces un jefe insoportable no es así sólo porque a sus preocupaciones habituales se le suma la del trabajo. Puede ser su naturaleza. Hay personas que necesitan ejercer su autoridad con despotismo porque es la única manera que los otros se sumen a sus acciones. Seguramente lo han intentado con personas sobre las que no tienen autoridad, pero éstas han ido marchando. Por ello hacerlo en el trabajo, con los subordinados, es el último recurso que les queda.

No es que sean malas personas. En realidad creo que las malas personas no existen. Es que no han encontrado otra manera de intentar influir en los demás. Es una cuestión de falta de habilidades sociales, que se pueden enseñar y se pueden aprender. Lo que decíamos del asertividad: respetarse y respetar.

Un jefe insoportable - Psicologia FlexibleSi la relación con el jefe insoportable se hace demasiado difícil, se puede intentar aguantar un tiempo. Posiblemente la acabarán promocionando y abandonará el puesto de responsabilidad para ocupar uno superior. ¿Es que cuanto más despótico es un jefe más arriba se promociona? Más o menos. Pero no por el despotismo en sí mismo, sino porque este despotismo le ayuda a conseguir los objetivos de la empresa: vender mucho y generar pocos costes.

Por eso sus superiores lo ven con buenos ojos. La imagen del directivo de multinacional que despide cientos de trabajadores de golpe no es un mito. Viene de aquí. Cuanto menos empática sea una persona, más probabilidad tiene de escalar posiciones dentro de una empresa.

En cualquier caso siempre hay una salida: dejar el trabajo. Aunque actualmente cueste encontrar otro (incluso cueste conseguir una entrevista de trabajo) hacer este cambio para conservar la dignidad es una opción a tener en cuenta.


¿Has tenido algun jefe insoportable? Cómo has sobrevivido? Puedes dejar un comentario. ¡Muchas gracias por leer el artículo y compartirlo!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba